En un lugar de la Mancha

Reseña de "Pídeme lo que quieras", una novela de alto voltaje de Megan Maxwell y Madrid como telón de fondo

9:45



MADRID DE FONDO EN UNA NOVELA DE ALTO VOLTAJE

Otra de las sombras que arrastra la trilogía protagonizada por Christian Grey, es la novela altamente sexual "Pídeme lo que quieras" de Megan Maxwell. Con Madrid de fondo se desarrollará una historia de alto voltaje protagonizada por Jud y Eric, dos personajes auténticos, con carácter, divertidos y sensuales.

Primera parte de otra saga erótica-festiva, que pese a las semejanzas con la conocida historia de E. L. James, contiene altas dosis de morbo, sensualidad y  fantasía que junto a una historia de constantes idas y venidas entre los protas, convierte su lectura en una actividad nada aburrida.

En esta ocasión nos encontramos con protagonistas más reales, más de a pie. Él, Eric Zimmerman, es un empresario alemán que tras la muerte de su padre viaja a España para supervisar las delegaciones de la empresa Müller. Megan lo describa como un hombre todopoderoso guapérrimo, algo tosco, orgulloso y  prepotente, que derrocha morbo por todos los costados y con algunos secretos que entorpecerán su historia con Jud. Ella, Judith Flores, Jud para los amigos, tiene un carácter formado entre Jeréz y Madrid. Sarcástica, ingeniosa, amante de la música, con un pronto incontrolable y que pese a hacerse la dura acaba enamorada hasta las trancas de su jefe.

Como no podría ser de otra forma, Eric se encapricha con Jud desde el primer momento, provocando sobre ella una fuerte atracción sexual que le llevará a formar parte de los juegos y fantasías que la cabeza (de arriba) de "Iceman" tiene pensados para ella. 

Su relación irá in crescendo en cuanto a sentimientos y contenido sexual se refiere. Lo que pretendía ser una simple relación sexual, acaba forjando un tenso y emotivo romance en "blanco y negro". Jud se verá enviscuida en una atmósfera voyeur con sumisas y dominantes, y con el tiempo los sentimientos entre ambos se intensifican de tal forma que Eric acaba confesándole a Jud un secreto que podría poner fin a esta relación.

Sin llegar a spoliear el tormento que esconde el señor de hielo, estamos ante una novela en la que los problemas de los protas se van descubriendo con cierta lógica. Además, Madrid como telón de fondo, te invita a revivir algunos de los momentos que los protas "disfrutan" por diferentes lugares madrileños que desde que devoréis esta lectura se convertirán en vuestros sitios favoritos para... visitar.

El sexo aparece con precocidad, convirtiéndola en una novela 100% erótica. Fresca, dinámica y con un final abierto que te dejará medio muert@, te hará querer más, pero para vivirlo en propia carne y para  gritar: ¡¡¡Pídeme lo que quieras!!!.

También te gustará

0 comentarios

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Nuestro Twitter