Fernando Colomo

"La banda Picasso", la vigésima película de Fernando Colomo

9:04



"Lo que hizo Picasso fue tan brutal... tuvo que enfrentarse a las bromas de todos. Me interesó mostrar esto, como fue capaz de enfrentarse a todo el mundo, de su triunfo y de las estrategias que usó"

Artículo por Cristina Hernández Polo

"Al sur de Granada", "Bajarse al moro", "Tigres de papel", "A mi madre le gustan las mujeres"... y así hasta llegar a "La banda Picasso", la vigésima película del director madrileño Fernando Colomo y a cuyo guión le ha dedicado ocho años con sus catorce versiones diferentes, es para el director su película más especial.

Una historia internacional basada en hechos reales cuyos protagonistas, Pablo Picasso y Guillaume Apollinaire,  fueron acusados por el robo de la Gioconda en el París de 1911. Rodada en siete semanas entre París y Budapest, "La banda Picasso" es una comedia inteligente que se estrena en las salas españolas este viernes 25 de enero.

Photocall con Fernando Colomo en el centro
Fernando Colomo ha confesado haber aprendido francés para llevar a cabo este proyecto, en cuyo set de rodaje se llagaron a hablar hasta cinco idiomas diferentes, "y nadie hablaba todos" ha confesado entre risas el director. Un gran presupuesto y una cuidada preparación para una película que ha obligado a Colomo a realizar por primera vez story boards para agilizar a la hora de rodar.

"El artes es estímulo y eso lo he aprendido de Picasso" 
Fernando Colomo


El robo de uno de los cuadros más enigmáticos de Da Vinci es la historia encabezada por Ignacio Mateos, como Picasso, y Pierre Bénézit, en la que sus personajes se ven obligados a elegir entre el arte y la amistad dada las circunstancias. Junto a ellos, George Braque, Max Jacob, Gertrud Stein o Manolo Hugué aparecen en esta recreación que la gran pantalla, bajo la batuta de un director cuya vocación dice nacer con la Nouvelle Vague,  utiliza el pretexto de que "El cine es una forma de contar las cosas" para retratar este hecho.

Colomo confesó su admiración por el pintor malagueño por el cual se ha visto impresionado desde que vio por primera vez "Las señoritas de Avignon". Desde entonces, dice que parece estar persiguiendo el completar este inacabado cuadro. Además, destacó que esta película pretende humanizar la figura de  Picasso puesto que todo lo que hizo fue tan brutal: "Tuvo que enfrentarse a las bromas de todos. Me interesó mostrar esto, como fue capaz de enfrentarse a todo el mundo, de su triunfo y de las estrategias que usó", declaró el cineasta.

Ignacio Mateos, el Picasso de Fernando Colomo
Ignacio Mateos fue seleccionado antes de pasar el casting al que Colomo y la directora de casting de la película le hicieron pasar como simple disimulo dado que el actor malagueño era el perfil perfecto del Picasso que debía encabezar esta banda. "Empecé a estudiarlo y todo era negativo, pero desde la negatividad es difícil construir algo. Decidí no prejuzgar al personaje y buscar lo más universal: alguien que simplemente había logrado algo que le había costado mucho y tenía miedo a perderlo", declaró el joven malagueño que quién concluyó con que la humanización de este genio fue el camino del que partió para preparar el papel.

"Para mí este papel es como Las señoritas de Avignon para Picasso, un lanzamiento"
Ignacio Mateos


Colomo dice que con este trabajo persigue que la gente se divierta y no se duerma. Además cabría destacar que la juventud, como etapa, en las películas de este director parecen ser rasgo casi común y que el propio Colomo a justificado que tiene que ver con la atracción que le subraya los momentos que transcurren en el paso de la juventud a la madurez. 

Fernando Colomo durante la rueda de prensa en los Cines Princesa
El cineasta no olvidó alabar durante la rueda de prensa la actitud e implicación de los actores tanto en los ensayos como en el rodaje. Por su parte, el elenco destacó que a modo de guiño durante el rodaje se creó "La banda Colomo".

De una de las escenas del film podría buscarse el paralelismo con lo que ocurre en nuestros días, pero Colomo a destacado que "la vida es algo que nos va haciendo guiños y en este caso yo solo intentaba hacer una película".

"Hasta que punto es importante el arte o hasta que punto es importante la vida"
Fernando Colomo


La productora tuvo que llevar a cabo un acuerdo con la familia de Picasso y con la sociedad de derechos artísticos. Tuvieron que pagar los derechos de los 40 cuadros que se ven en la película, además de cumplir varias condiciones con el objetivo de preservar el derecho moral de la figura del artista malagueño.

Un excelente trabajo que sólo se ha visto recompensado en los próximos Premios Goya  con dos nominaciones - mejor canción y mejor diseño de vestuario-, a pesar de contar con una excelente fotografía, gran edición y unas fantásticas interpretaciones... lástima. Hasta el viernes podéis disfrutar en bucle del trailer (recomendable en V.O que para eso Ignacio (no) se curra el francés).

También te gustará

0 comentarios

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Nuestro Twitter