cine

Crítica de "El niño 44", dirigida por Daniel Espinosa.

16:50


INTRIGA, SUFRIMIENTO Y AMENAZAS EN EL PARAÍSO SOVIÉTICO  

Título: El niño 44 (Child 44). Director: Daniel Espinosa. Reparto: Tom Hardy, Noomi Rapace, Gary Oldman, Paddy Considine, Joel Kinnaman, Jason Clarke. Guion: Richard Price; basado en la novela de Tom Rob Smith. Producción: Ridley Scott, Greg Shapiro y Michael Schaefer. Estreno en España: 19/06/2015. Puntuación: 3/5.

Sinopsis: Año 1953, Leo Demidov es un agente secreto de la policía soviética que pierde su estatus, su poder y su hogar cuando se niega a denunciar a su propia mujer, Raisa, por traición. Exiliados de Moscú a un sombrío puesto avanzado de provincia, Leo y Raisa unen fuerzas con el General Mikhail Nesterov con el fin de localizar a un asesino en serie de niños. Su búsqueda de justicia amenaza a un sistema ampliamente encubierto y reforzado por Vasili, el oscuro rival de Leo, para quien “no hay crimen en el Paraíso”.

Daniel Espinosa dirige "El niño 44", un intenso thriller protagonizado por Tom Hardy, Noomi Rapace y Gary Oldman, una historia de intrigas, sufrimientos y amenazas con gran carácter sociopolítico que se enmarca en la Rusia de Estalin de los 50. 

El director Daniel Espinosa firma la adaptación cinematográfica de la novela homónima de Tom Rob Smith, una cinta que desborda intensidad y desasosiego, que si bien tiene todos los componentes para ser un estupendo thriller, su guion constituye un despropósito que desmerece el resultado de "El niño 44". Una línea argumental que aúna drama humano, una relación de amor-odio y cierto carácter sociopolítico, convierte este título en un "repaso" a una época concreta a través de una aparente crónica social, política e histórica en una ficción con mucha realidad maquillada. 

Teniendo de base la estupenda novela policíaca del mismo nombre, la hostilidad, incertidumbre, sufrimiento y el tono amenazante de la historia emana de la estupenda ambientación de toda la cinta. La atmósfera que enmarca este thriller acompaña a la intensidad de una historia recreada, a nivel textual, de manera catastrófica. No obstante, pese al exceso de metraje, las puntadas sin hilo que da y el final de perdices que se marca, "El niño 44" es un ejercicio en el que la intriga del argumento de la investigación del asesino de niños mantiene al espectador en vigía: El mundo que defiende Leon Demidov, un héroe durante la Segunda Guerra Mundial, cae cuando sus creencias en el comunismo dejar de ser así. La muerte del hijo de su mejor amigo marca el detonante que motivará a este agente secreto de apariencia ruda a llevar a cabo la investigación de una serie de asesinatos de niños. Sus nuevos movimientos, en su nueva postura tendrá mucho que ver la relegación de su cargo cuando la amenaza del estado que defiende pone en el punto de mira a su mujer. Su destierro junto a ella le llevará a implicarse por completo en unos crímenes que todo el mundo tiene interés de mantenerlos ocultos, porque "en el paraíso soviético el crimen no existe". 

Desde personajes secundarios interpretados por actores muy populares, muy seriéfilos, hasta el trío protagonista, tres trabajos brillantes el de Tom Hardy, Noomi Rapace y Gary Oldman, el lijado de tridente que dirige este entramado que desfila por la Rusia estalinista de los 50 - algo históricamente desvirtuado- en la que brilla, por encima de todo, el meticuloso trabajo del conjunto de este reparto lleno de caras conocidas que participa en "El niño 44", uno de los estrenos de esta semana. 

También te gustará

0 comentarios

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Nuestro Twitter