Gila gran reserva

Crítica de la obra "Gila, gran reserva"

13:36


¿ESTÁ GILA? ¡QUÉ SE PONGA!

Esta adaptación teatral, que se pudo ver en diferentes teatros madrileños y más recientemente hasta el pasado 28 de febrero en el Teatro Arlequín, es un pequeño homenaje que rinde el cómico Pepe Garamendy al maestro del humor Miguel Gila. | Por Ana Rodríguez.

Tomando como referencia algunos de los cuentos escritos por Gila como ‘’Yo muy bien, ¿y usted?’’ y ‘’De Gila con Humor’’, desconocidos por el público ya que nunca los llevó al escenario, Garamendy adapta de forma personal no un monólogo, como el actor asegura, sino un diálogo entre el propio Gila y él.

Cuando Garamendy escuchó por primera vez a Gila siendo un niño, supo enseguida que quería dedicarse al humor. Para defenderse de las críticas y comentarios ofensivos sobre lo que quería ser de mayor, estudió derecho y a finales del 2013 este proyecto teatral vio la luz gracias a una plataforma online para conseguir financiarse.
Este espectáculo está dividido en tres partes, además de una pequeña introducción. En la primera parte el actor argentino nos habla sobre la amistad y la familia, una segunda parte donde los protagonistas serán la boda, convivencia y funeral, y una última parte que tratará sobre la muerte, siempre con un tono respetuoso hacia el autor de los textos.

Aunque la intención haya sido buena y se respire mucha admiración y respeto hacia Gila, el espectáculo se queda cojo y no termina de despertar la carcajada unánime del público. Tiene momentos de puro relleno para completar los minutos pactados, hay fallos de ritmo y puede resultar lento aunque siempre se mantenga un tono entrañable.

Un homenaje que no llega a la altura del gran Gila.


También te gustará

0 comentarios

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Nuestro Twitter